[Vídeo] Planifica tu curso y 2 herramientas

Planifica tu curso

Llevamos ya unas semanas de curso y habrás observado que la agenda se llena casi por arte de magia. Planificar tu curso te permite conseguir tus objetivos. Una forma de disponer de tiempo libre es planificar tu tiempo, eso también te permitirá decir que no a aquellas actividades improductivas.

Hoy vemos las ventajas de planificar tu curso y un par de herramientas que, conozcas o no, es bueno empezar a usarlas, Google Calendar y Google Tasks.


Hasta pronto!

Estudiar con prisas

¿Te ha pasado alguna vez? estudiar con prisas para el examen. Es posible que no solo una vez, sino que sea lo que solemos hacer por costumbre.

Como tenemos tiempo para el examen lo dejamos para más adelante cuando se acerque la fecha, y a pesar de que se acerca la fecha todavía seguimos sin hacer nada pensando «el último día me lo empollo todo y ya está», «hasta ahora me ha funcionado». Los problemas empiezan a venir cuando eso ya no funciona, y no solo eso, sino las consecuencias de dejar toda la materia de estudio para el último día. ¿Cuáles son las consecuencias? por lo general, cuando tenemos mucha materia que estudiar en poco tiempo generamos estrés y ansiedad porque nos agobia que no tengamos tiempo suficiente. ¿y qué problema hay? Este estado de estrés y ansiedad nos afecta negativamente, pero este no es el único problema:

  • Debido a la gran cantidad de información nos perdemos en el temario y las ideas que quedan son dispersas y confusas.
  • El estrés no te permite pensar con claridad.
  • Los niveles de atención y concentración no son adecuados porque están mezclados con la ansiedad que te produce el tener poco tiempo.
  • A nivel físico acabamos agotados debido al esfuerzo mental que tienes que mantener para acabarlo todo. Nos afecta en todos los niveles, si tenemos la sensación de agotamiento y malestar nos resulta más difícil retener información.
  • El olvido hace su función, y como ya sabrás, la mayor parte del olvido se produce al día siguiente de aprender una información. Por lo tanto, si hoy estudiamos algo, si no lo repasas repetidas veces espaciado en el tiempo, tienes garantizado que al día siguiente perderás gran parte de la información aprendida.
  • Tienes dificultades para recordar, porque la ansiedad inhibe poder acceder a la información que hemos aprendido, resulta más difícil recordar.
  • No puedes profundizar en el temario, porque al ir con prisas no te ha dado tiempo a prepararte nada, lo llevamos todo con pinzas y es fácil que se caiga porque no está bien agarrado.

Algunas personas prefieren pasar por todas estas dificultades que ya están acostumbradas en lugar de hacer algo para evitarlo. ¿Por qué he de pasarlo mal si lo puedo pasar bien?

Cuando sabemos la fecha del examen y lo preparamos con tiempo, la percepción y la experiencia que tendremos en el examen será completamente diferente. Anticiparse y preparar el temario de forma adecuada te da una sensación de seguridad y confianza que te ayudará a que tus resultados sean mejores. Cuando lo has preparado bien, realizando todas las fases del estudio y repasando repetidas veces, la actitud con la que vas al examen cambia y piensas ¿a ver si es capaz de pillarme? le has dedicado el tiempo suficiente para que los conocimientos estén bien asentados en la memoria, no hay dudas, no te pierdes en el temario y aquello que resultaba difícil ahora lo controlas. Ese tiempo que le has ido dedicando previamente te aporta tranquilidad y seguridad, lo cual hace que influya de manera positiva en tus resultados. En Escuela de la Memoria te animamos a que lo pruebes.

Muchas gracias por leernos, si piensas que le puede ayudar a alguien compártelo.

Feliz día

 

¡Qué rollo trabajar en verano!

Trabajar en verano

Para muchos estudiantes verano es sinónimo de trabajo. Ese trabajo de verano en el que pagan poco pero en la etapa de estudiante parece mucho, ese trabajo que nos hace dudar entre unas vacaciones de fiestas o unas vacaciones de trabajo. Un trabajo de verano se puede convertir en una buena experiencia de la que aprendas mucho y que, por muy terrible que sea, puedes sacar alguna parte positiva. Trabajar en verano tiene sus pros y sus contras, los vemos:

Pros y contras de trabajar en verano

A un lado de la balanza tenemos la imagen idílica del verano: Playa, piscina, fiestas y amores de verano…

En el otro lado de la balanza aparece la posibilidad de trabajar en verano. Pero:  ¿Es un rollo trabajar en verano?

Lo primero que piensan muchos es en el dinero, pero no es lo único que podemos conseguir en un trabajo de verano. Experiencia, relacionarse con gente nueva, conocer desde dentro como funciona esa empresa, incluso sacar ideas para tus proyectos. Piensa que emprender un proyecto no es solamente aplicar unos conocimientos técnicos, hay que vender ese producto o servicio. Y aunque consigas un trabajo de verano de un sector completamente diferente, vas a ver como funciona ese negocio, ese proyecto que algún día alguien puso en marcha.

Tu decides

Tú tienes que tomar la decisión. Valorar los pros y los contras en tu caso concreto. Eso sí, decidas lo que decidas: APRENDE!

No desaproveches la oportunidad de hacer unas actividades diferentes durante unas semanas. Las vacaciones no deben ser sinónimo de no hacer nada, conviértelas en la posibilidad de hacer cosas diferentes.

Comparto contigo este vídeo en el que te explico con un mapa mental qué puedes sacar de trabajar en verano (o de no hacerlo).

Aprovecho para desearte unas felices vacaciones que puedas convertir en lo que más te llene.

¡Hasta pronto!

Tres enemigos que minan tu productividad

Explosivo tiempo

Una de las frases que más escucharás durante la semana es «No tengo tiempo». Ya sea para los estudios, para el trabajo, para el ocio, o para cualquier otra actividad. El tiempo es un recurso muy valioso y si no se utiliza bien ralentiza el alcanzar tus metas, hoy identificamos 3 enemigos que minan tu productividad.

Los enemigos de la productividad

Nos hemos marcado (o nos han marcado) unos objetivos, unas metas por alcanzar y si no sabemos gestionamos correctamente puede que nos cueste mucho en alcanzarlas. Es fácil echar la culpa a factores externos a nosotros, y ciertamente, muchas veces hay elementos externos que nos frenan pero centrémonos en aquellos elementos que sí podemos controlar, de nosotros depende identificar los enemigos de la productividad y evitarlos.

Cansancio

Todos conocemos esa sensación. Por las razones que sean hemos ido aplazando las acciones que teníamos que hacer, finalmente nos ponemos a hacerlo. Tenemos trabajo acumulado, horas y horas de trabajo y con un riesgo: no dormir las horas necesarias.Cansancio

 

Sabes cuando estás cansado, estas claves te ayudarán a evitar esta situación:

1. Planifica

Una agenda ordenada con márgenes para los imprevistos te ayudará en esta tarea.

Planifica

2. Duerme

Robar horas al sueño se paga con un alto interés. Cuantos más días seguidos lo hagas menos productivo serás.

3. Haz deporte

Estar en forma te ayudará a sentirte mucho mejor, rendir más y rendir al máximo.

Ladrones de tiempo

Todas aquellas distracciones que nos tientan cada vez que estamos trabajando. Estos tips te permitirán controlar a este peligroso enemigo.

Ladrón de tiempo

1. Identifica a tus ladrones de tiempo

El correo electrónico, las redes sociales, la TV… Saber cuales son te permitirá ser consciente de cuando se acerquen y poner remedio.

2. Apaga las notificaciones

Muchas veces, los ladrones de tiempo vienen en forma de notificaciones, tanto del móvil como del ordenador. Quitar las notificaciones te va a permitir tomar tú la decisión de verlas cuando te convenga. Sí, lo sé, las primeros días te sentirás raro, necesitarás mirar el móvil cada poco tiempo, pero no sufras, si hay algo importante ya te llamarán.

3. Limita las horas en las que los atenderás

No hace falta que contestes los correos electrónicos inmediatamente, reserva espacios en tu agenda diaria. Puedes contestar a los mails, visitar las redes sociales… dentro de un horario concreto. Por ejemplo, a media mañana guardas 20 minutos y otros 20 a última hora de la tarde. Es mucho más productivo concentrar estas tareas que atenderlas inmediatamente.

Falta de técnica

Puedes dedicar mucho tiempo a lograr un objetivo y con perseverancia seguramente lo alcanzarás, pero, ¿te has preguntado si lo estás haciendo de la mejor forma posible?

Imagina cortar un árbol con un hacha, coges el hacha con todas tus fuerzas y golpeas una y otra vez. Después de horas, exhausto, descansas y entonces observas que el hacha no estaba afilada.

Merece la pena pararse a pensar si hay algún camino mejor para alcanzar ese objetivo.

Hay técnicas para aprender más rápido, técnicas para planificarse mejor, para rendir más… Busca cuál es la mejor forma de hacer tus tareas.

Una de las técnicas de productividad que explicamos en el curso de Superaprendizaje es la del Pomodoro.

Un saludo y hasta pronto!

Diseña tu itinerario formativo

Itinerario Formativo

Este pasado jueves estuve en una feria de robótica con mis alumnos del instituto, Advanced Factories. Siempre que hacemos una actividad de este tipo surgen oportunidades, ideas, es muy interesante entrar en contacto con nuevos ambientes y estar allí con la antena puesta.

José María Bea con Robot

Algunos gerentes de importantes empresas hicieron pequeñas exposiciones. También lo hicieron responsables de selección de personal y me parece interesante compartir contigo un par ideas que remarcaron varios ponentes.

  • Buscan algunas personas con conocimientos que no se enseñan en ninguna universidad ni ciclos formativos. Nos pusieron el ejemplo de «matricero«.
  • Buscan a personas alegres 🙂

La tecnología (y de rebote el mundo) avanza exponencialmente. Nuevas tecnologías que provocan nuevas necesidades laborales. No hablo únicamente de personas que diseñen nuevos robots, esto crea nuevas industrias, nuevas necesidades, hay que crear nuevos marcos legislativos…

Nuevas habilidades y además algunas no se enseñan en la universidad. Pues sí, es inevitable. Los programas formativos no se crean a la misma velocidad que aparecen nuevas tecnologías.

Tu propio itinerario formativo

La solución se llama autoformación, nos permite estar allí y hoy en día es necesaria. No deberíamos esperar a que los programas oficiales de las diferentes carreras o grados incorporen estas nuevas competencias, lo normal es que lleguen tarde.

Ya sabes que la diferencia está en lo que haces con tu tiempo libre, y ahora que comienzan las vacaciones de Semana Santa, puede que puedas disponer de unas horas para aprender algo nuevo y marcar la diferencia en tu currículum.

Aprender en YouTube

Aprender puede ser algo realmente divertido y hoy en día tenemos herramientas increíbles. Una de mis favoritas es YouTube. Busca si existen canales de aquellos temas que te interesen más, de temas que te puedan aportar algo nuevo y de temas que no se te den bien, hay fantásticos profesores dispuestos a explicártelo de otra manera.

Quiero compartir contigo algunos de mis canales favoritos.

Ciencia

 CdeCiencia

 El Robot de Platón

 QuantumFracture

Matemáticas

 Derivando

Emprendimiento

 Euge Oller

 Juan Haro

Un pequeño apunte. Martí de CdeCiencia tiene 21 años, Euge Oller tiene 26, la juventud no es un obstáculo para convertirse en una auténtica referencia.

Por cierto, si no conoces nuestro canal de YouTube también publicamos cositas interesantes 🙂

Y tú, ¿ya has pensado a donde quieres llegar?

Cómo combatir la pereza [Vídeo]

Pereza

¿Cuántas veces sabemos lo que tenemos que hacer pero no lo hacemos? Pereza. Esa es la palabra, pereza. Hay tantas cosas que se anteponen a aquello que tú has decidido que sea importante que es fácil caer en la tentación. Ya estudiaré mañana o aún quedan días para la entrega. Hoy hablamos de la pereza.

Este domingo haré mi reto solidario con SMC. Correré un maratón y después haré unas pruebas de memoria rápida. Preparar un maratón es como preparar unas oposiciones o una asignatura. Cada día hay que regar la plantita y al final ves que eres capaz de conseguirlo.

En el vídeo de hoy vemos algunas claves para combatir la pereza.

[fusion_builder_container hundred_percent=»yes» overflow=»visible»][fusion_builder_row][fusion_builder_column type=»1_1″ background_position=»left top» background_color=»» border_size=»» border_color=»» border_style=»solid» spacing=»yes» background_image=»» background_repeat=»no-repeat» padding=»» margin_top=»0px» margin_bottom=»0px» class=»» id=»» animation_type=»» animation_speed=»0.3″ animation_direction=»left» hide_on_mobile=»no» center_content=»no» min_height=»none»][yframe url=’https://www.youtube.com/watch?v=MHTuus6JAIM’]

Ya hablamos hace un tiempo de la pereza y se trata de un tema importante que puede robarnos mucho tiempo. Ten claro qué vas a hacer y por qué vas a hacerlo. El movimiento implica una búsqueda, puede tratarse de mejorar tu vida, la de gente cercana o incluso (para los que quieren sentirse autorealizados), la de los demás.

Otro aspecto clave es formar un hábito a través de la rutina. La rutina es algo que te ayudará a no tener que pensar en cada momento qué es lo que tienes que hacer. Ya tomaste esa decisión en algún momento y con la rutina te limitas a seguir tu propio guión. Es cierto que la rutina es algo que va en contra de la memorización, no recordamos las cosas rutinarias, pero la rutina es la compañera perfecta para combatir la pereza.

Es curioso como en momentos de mucho trabajo se aprovecha el tiempo al máximo. Otras veces con mucho más tiempo libre, es fácil relajarse y comenzar a perder el tiempo. En ambos casos, una buena planificación nos permitirá aprovechar al máximo nuestro tiempo, ese recurso no renovable.

Si quieres venir a ver el reto del domingo en Barcelona estás invitado, ponte en contacto conmigo y nos conocemos en persona.

Gracias por leernos![/fusion_builder_column][/fusion_builder_row][/fusion_builder_container]

Cuando Pomodoro conoció a Tabata

Parodiando el título de la famosa película «Cuando Harry conoció a Sally» pero en este caso usamos tres poderosos métodos: Pomodoro, Metrónomo y Tabata. Los tres están plenamente demostrados empíricamente y se sabe a que mecanismos apelan favoreciendo en conjunto la capacidad de aprendizaje y de paso la salud física y mental de la gente.

Vamos primero explicando brevemente cada uno de los métodos:
pomodoro

  1. Pomodoro: Es una técnica para gestionar tu tiempo desarrollado en 1980 por Francesco Cirilo. Se basa en cinco pasos específicos.
    1. Decidir la tarea a realizar
    2. Poner el Pomodoro (el reloj o cronómetro) a 25 minutos
    3. Trabajar en la tarea de manera intensiva hasta que el reloj suene y anotar una X en un papel.
    4. Tomar un pausa breve (5 minutos)
    5. cada cuatro «Pomodoros» tomar una pausa más larga (15-20 minutos)
  2. Metrónomo: Es la típica herramienta del músico para mantener el ritmo durante la ejecución de la pieza. Pero también se sabe que cuando se pone un metrónomo a mayor velocidad la percepción del tiempo puede verse alterada y uno empezar a procesar más rápido. Normalmente si un metrónomo golpea a 60 pulsos por minuto lo pondremos a 75-80 para obtener un rendimiento del 15% más.metronomo
  3. Tabata: Es un entrenamiento de alta intensidad a intervalos que se suceden en ocho ciclos compuestos de diez segundos de descanso estático y veinte segundos de un ejercicio concreto (flexiones, sentadillas sin peso, abdominales) lo cual hace un total de cuatro minutos. Ademas de ayudar aponerse en forma ayuda también a estimular la circulación sanguínea mejorando el desempeño físico y mental, de paso combatimos el sedentarismo.tabata

Bien, con estos tres conceptos definidos procedemos hacer el siguiente programa, supongamos que tenemos dos horas de estudio por la tarde libre de distracciones y necesitamos optimizar nuestro tiempo de estudio al máximo. Así qué procedemos de la siguiente manera. Tenemos cuatro temas a estudiar (Inglés, Mates, Literatura y programación) por la tarde y dos horas para hacerlo. Vamos a ir por partes:

  1. Iniciamos el reloj con alarma para 25 minutos y ponemos el metrónomo a 75 golpes por minuto todo en un ambiente libre de distracciones (no móvil, no PC, atender a nadie)
  2. Terminado nuestro Pomodoro, nos levantamos y realizamos nuestra sesión de Tabata.
  3. Nos volvemos a sentar y empezamos otro Pomodoro.
  4. Repite los tres primeros pasos hasta acabar tu plan.

Veréis que podéis estudiar un montón de información sin incrementar para nada el tiempo de estudio, solo la intensidad y de paso habéis agregado 20 minutos de deporte a vuestra rutina diaria. Si lo pensáis estáis incrementando vuestra velocidad, resistencia y potencia mental ademas de reducir la ansiedad al usar una lista para tener un orden en el día y un tiempo límite en el mismo para gestionar tareas específicas.clock dali

Con esto en mano ahora no tenéis ni miedos ni excusas para enfrentaros a esos temas difíciles. Un consejo final; para Pomodoro,Tabata y Metrónomo tenéis aplicaciones gratis de móvil que podéis instalar. El metrónomo lo ponéis a un volumen bajito para que no desbarate vuestra concentración.

Ahora si que estáis armados contra el tiempo.

Un saludo. 🙂

Fuentes:

https://es.wikipedia.org/wiki/T%C3%A9cnica_Pomodoro

http://www.vitonica.com/entrenamiento/perfecciona-tu-entrenamiento-tabata-y-ponte-en-forma-en-poco-tiempo

http://pijamasurf.com/2014/02/de-como-la-musica-altera-nuestra-percepcion-del-tiempo/