Publicado el

El acelerador de resultados

Lo quiero ya, y rápido, y a ser posible sin esfuerzo. En este nuevo paradigma donde cumplimos los deseos instantáneamente, deseo algo y lo tengo a un solo click, hay cosas que simplemente funcionan de manera diferente. Me refiero al funcionamiento de nuestras capacidades mentales, tienen otras reglas que se encuentran en un plano distinto.

El funcionamiento es muy similar al de una planta; cuando plantamos una semilla, al día siguiente no vamos a ella y nos preguntamos “¿por qué aquí no aparece nada?”,  “vaya royo de planta”, “para qué voy a esperar, voy a hacer otra cosa” y entonces nos olvidamos. Si no la regamos y cuidamos la tierra, esa semilla que hemos plantado morirá acabando en el olvido. Después ocurre algo curioso; y es cuando nos encontramos con alguien que compró la misma semilla que tú y se mantuvo firme regándola un poquito cada día hasta que al final le preguntas “¿Cómo lo has hecho?” “Yo compré la misma semilla que tú y sin embargo a ti mira que bien te ha ido con ella”. En ese momento es cuando viene el “SI YO HUBIERA O HUBIESE”.

¿Y cuánto tiempo debo regar esa planta? El que tú decidas, siempre y cuando estés feliz regándola,  a mí me encanta regarla todos los días porque sé que cuidará de mí, haciéndolo sostenible en el tiempo, en otras palabras “de forma cómoda”. 10.000 Horas, -Fueras de serie-es un fantástico libro en el cual se ha llevado a estudio el tiempo medio que ha llevado conseguir la excelencia en diferentes ámbitos de la vida. Serían 416 días completos si estuviésemos 24 horas dedicados a algo, lo que se traduce en varios años fragmentándolo en horas. Sabiendo esto, lo único que debo de hacer es ponerme en marcha a recorrer el camino que haya decidido, sin prisa y sin expectativas, el tiempo se encarga de hacer lo que tenga que hacer.

¿Cuál es la buena noticia? En Escuela de la Memoria nos estamos encontrando con algo llamativo que nos hace estar muy satisfechos con el trabajo realizado. Aquello que en mi caso me ha llevado años conseguir, en la actualidad alumnos que están entrenando lo consiguen en meses. Hay un salto temporal similar al que se produce en la película regreso al futuro, que se debe a varios factores: 1. El sistema de entrenamiento 2. El programa Em Conversor; que es un acelerador del aprendizaje 3. Se han roto frenos mentales consiguiendo marcas que hasta la fecha no se creía posible. En el atletismo ya ocurrió algo similar; se pensaba que el hombre no era capaz de correr una milla por debajo de los 4 minutos, hasta que en 1954 Roger Bannister lo hizo (vídeo). Poco después muchos corredores lo consiguieron porque ya pensaban que era posible.

Desde aquí te animo a que, elijas el camino que elijas, lo sigas como indicaba Santa Teresa de Jesús, con DETERMINADA DETERMINACIÓN.

Gracias por estar aquí, si te ha gustado compártelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *